Cuando la mentira es calumnia... aunque la diga un niño

Andaba yo escuchando (y viendo) vídeos de Youtube, sin más afán que el de entretener tiempo, cuando de pronto he tropezado con el vídeo que va al final. La historia resumida es la que sigue.

Programa de Ecuador de los que proliferan actualmente en todas partes, y que buscan nuevos talentos. Niño de diez años que aparece y al que preguntan como si jamás hubieran hablando ante con él. Y el niño, pequeño, suelta lo que suelta por esa boca, mintiendo como un bellaco y lanzando porquería hacia el país que, según cuenta, le vió nacer y de sus diez años vivió nueve y medio en él. A eso le llamo yo agradecimiento hacia un lugar que seguramente acogió a tus padres y a tí te hizo lo que eres.

Que es un niño, sí, y no lo olvido... porque si lo olvidara...

Pero no se puede ir de víctima por la vida por muy infante que seas, y encima mintiendo de esa forma. Que levante la mano quien, siendo español, haya llamado indio o cualquier otra cosa a un niño. Primero porque aquí "indio" no es un término habitual para llamar a nadie, y segundo porque aquí si llamamos algo a alguien de fuera es "sudaca" y cuando es un adulto malasombra. Que los hay. Yo hace años conocí a uno de esos adultos, colombiano por más señas, que era un auténtico energúmeno que estaba convencido de que nos hacía un favor viviendo aquí, porque le debíamos no sé qué por lo de Colón, y es que cortitos cortitos los hay en todas partes.

Y el niño en cuestión dice lo que escucha en su casa, sea verdad o mentira... o lo que le han dicho que diga para destacar en un programa donde hay miles que quieren sobresalir. Y encima el resto, los que miran y escuchan, le hacen palmas con las orejas animando el cotarro.

Lo que decía el otro día: estoy más que harta de tanta imbecilidad subliminal. Y no es de perderse los comentarios de algunos ignorantes al vídeo, que hablan como si supieran de qué hablan.

Aquí, a ver si se entera más de uno, no se discrimina por razón de raza o religión. Aquí se manda a tomar por... cuando algún sujeto que viene a trabajar y a encontrar una vida que no tiene en su país, encima nos habla como si los españoles le debiéramos algo, como si nos estuvieran haciendo un favor, o incluso cuando se permiten el lujo de no respetar el lugar que les acoge y lo critican constantemente. Porque yo podré decir que mi padre es un borracho, pero no lo digas tú porque te parto la cara. Cuando olvidan con suma facilidad lo que dejaron atrás y sobre todo por qué lo dejaron. Y olvidan también que si tan mal están aquí... carajo, que se vayan!.

Aquí, en España, no llamamos "indio" a nadie y menos como insulto... porque no lo es. Pero sí "sudaca", siempre a adultos y cuando nos tocan las narices.

Y ahora el vídeo del susodicho niño, mentiroso por muy niño que sea, y del hatajo de impresentables que aplauden "porque vende mucho".

Por cierto: si alguien quiere obviar el cante de la criatura, no se perderá nada porque como él hay tropecientos mil en la red por mucho que se empeñen en que han descubierto a Caruso. Lo que dice lo hace al principio. Y no os perdais el título del vídeo. Lo dicho: lo español vende mucho por ahí fuera.

Y como dijo una amiga en este blog el otro día: ya está bien de bajar la cabeza y callarnos.




4 Comentarios:

Chaly Vera 14 de octubre de 2016, 11:32 » ((Responder al comentario)) »

Jajaja, sí son los indios de mierda, muerden la mano que les da de comer.
Pero..., algo de verdad debe haber.
Una amiga estuvo allá y la única pega que encontró fue de sirvienta y con sueldo miserable y con una patrona super exigente y mal hablada y le decía que debería estar agradecida por tener trabajo.
La chusma es chusma, ya sea en Sudamérica o en Europa, en todas partes se tuestan las habas.

Besos

Chesana 14 de octubre de 2016, 12:00 » ((Responder al comentario)) »

@Chaly Vera

A ver Chaly. Que no quiero entrar en el juego de hacer de algo una cuestión personal. Que no he llamado en ningún momento a nadie "indio de mierda" y mucho menos he comentado que tienen que agradecer nada más que el que un país que no es el suyo les acoja. Es como cuando los españoles en la década de los 60 tuvieron que emigrar a Alemania: no tiene ningún sentido que no seas algo agradecido a un país que te da lo que no tienes en el tuyo. No hablo de borreguismo ni de pleitesía; hablo de agradecimiento como deferencia.

Y lo de tu amiga es un caso puntual. Pero voy a rizar el rizo aún más: no querrás que encima se le de (a ella o a quien sea) la cartera de un ministerio ¿verdad?. Sí, se trabaja en ocasiones mal, pero tu amiga y nosotros. Pero si encima te vas a otro país, es porque el tuyo es todavía peor ¿no?. Porque yo tuve también que trabajar para unos argentinos (en España) y jamás he sido más explotada que entonces.

Posiblemente hoy sea lo único que compartimos: que en todas partes cuecen habas.

Besos.

Chesana 14 de octubre de 2016, 12:07 » ((Responder al comentario)) »

@Chesana

Chaly, se me olvidaba una cosa más.

Puesto que dices que... algo de verdad habrá... juguemos.

Lo poco que conozco de Bolivia por comentarios escuchados a los propios bolivianos en España, es que en ese país hay dos clases sociales muy pero que muy diferenciadas: los de arriba (que tienen dinero) y los de abajo (que no lo tienen). Y los de arriba suelen contratar a los de abajo por sueldos miserables y en condiciones infrahumanas... incluídos niños muy pequeños; por eso los bolivianos que vienen a España son los que huyen de esa situación. ¿Es verdad o es un bulo que se inventan bolivianos resentidos?.

Lo pregunto con ningún ánimo de nada. Simplemente por saber.

Chaly Vera 14 de octubre de 2016, 15:50 » ((Responder al comentario)) »

Aquí tenemos una ley del trabajo que es considerada la mas progresista de Sudamérica, por una parte, por otra el gobierno fija el salario mínimo que debe percibir el obrero (1820 Bs.)el empleador está obligado a asegurar al empleado en la Caja Nacional de Salud.
La gente que sale del país en busca de trabajo en su mayoría son de la clase media empobrecida y muy pocos de extracción campesina indígena que son querendones de su tierra y de sus usos y costumbres.
Eso de decir que eran unos explotados por los ricos, simplemente lo dicen para granjearse las simpatías, también lo dicen aquí y posiblemente muchos españoles pobres también lo repiten. Desde luego existen empleadores que burlan la ley, tanto aquí como alla.
Yo trabajo para un empresario brasileño, el cual paga muy bien a todo el personal desde el profesional hasta el mas analfabeta peón
pero a veces surge el "indio de mierda" que se queja, porque lo llevan en la sangre y se olvidan que ganan mejor que en otras haciendas agropecuarias y que comen la misma comida que come el patrón.Me estoy refiriendo a la empresa donde trabajo. Posiblemente en otras agropecuarias no los traten como nosotros los tratamos.
Como vez en todas partes comen habas tostadas.
"... A ver Chaly. Que no quiero entrar en el juego de hacer de algo una cuestión personal..."
Si hago un comentario, desde luego es una cuestión personal, pues soy yo dentro de mi vivencia que estoy opinando.
Conozco a muchas personas que estuvieron en España, Suiza, EEUU, unos llegan felices y contentos y bendicen a la gente que les dio trabajo y otros llegan maldiciendo y odiando a todo extranjero.
Se de lo que hablo la madre de una de mis nietas estuvo en Albacete.
Besos

Publicar un comentario

Volver al blog de Chesana.