Lo de los estibadores

Llevo desde ayer que leí la noticia buscando información, porque realmente con relación a los estibadores españoles tenía casi nula información, salvo algo que me pasó personalmente y que se parece, con la cofradía de pescadores, donde fui hace muchos años a unas oposiciones como administrativa, y después de hacer el exámen y estar esperando resultados, me enteré que no tenía nada que hacer porque... no era hija ni pariente de pescador; y es que allí no entraba ni Dios de fuera. Pues con los estibadores, y ya con la información que tengo, ocurre lo mismo. Pero vamos por partes.

Un estibador, para quien no lo sepa, es la persona encargada de cargar y descargar mercancías en un puerto. En la actualidad la mayoría se hace con maquinaria, pero aún así el estibador es alguien imprescindible. Son como los funcionarios: cobran del Estado, pero con una peculiaridad importante que no hay que olvidar. Son un sector privilegiado (cobran, según su cargo y primas correspondientes, entre 5.000 y 8.000 euros mensuales), los puestos de trabajo sólo se consiguen siendo pariente o familiar de uno de ellos; y lo de las ocho horas diarias parece que no va mucho con ellos ya que con estar en el trabajo 2 ó 4 cumplen el requisito. Insisto en que estos datos son tomados de Internet y por lo tanto pueden variar, pero también quiero decir que son la media de un compendio en los que al parecer muchos sitios y medios coinciden, por lo tanto no deben estar muy apartados de lo que es la realidad portuaria en España.

Y ahora la pregunta del millón: ¿y en que nos afecta lo que pueda pasarles a estos señores? (que por cierto son siempre varones... recordemos que casi siempre se utiliza maquinaria y no cargan personalmente los fardos). Pues resulta que el gobierno quiere liberalizar el sector puesto que no tiene ningún sentido que unos empleados del Estado tengan una especie de mafia cerrada, donde no trabaja más que quienes ellos quieren y con los sueldos que les parecen bien. Es como aquello que todos recordamos de los sueldos, primas y prebendas de los controladores aéreos, que echaron un pulso al gobierno de la época porque no consintieron que "se les tocara"; y con un poco de memoria, todos también recordamos el final de esa historia.

Los estibadores, ante el más que posible decreto del gobierno (que tiene hasta marzo para sacarlo a la luz), están convocando movilizaciones para cuando se produzca. Hablan de que tal partido les apoya, tal otro no tanto, y que si les engañan y no consiguen seguir como están... lo revientan todo (palabras textuales en el vídeo que coloco más abajo).

Si los estibadores entraran en conflicto no podemos negar que complicarían y mucho al país, porque quedaría paralizado absolutamente todo: industrias, comercios, alimentación... tanto exportación como importación. ¿Que están defendiendo sus derechos laborales?. Sí y no según mi opinión. Sí porque está claro, todos lo estamos viendo, que se iría al empleo en precario y a que otras empresas pudieran instalarse en el sector, con lo que habría competencia, algo que no existe actualmente. Pero no porque un país no puede consentir el monopolio de unos privilegiados sobre el resto de la población, máxime cuando hay más de cuatro millones de parados. Que ellos mismos cuestionen quién puede o no trabajar en el sector es algo inadmisible... y los sueldos que cobran, también.

Con relación a sus sueldos quiero añadir algo. Es cierto que no todos cobran lo mismo porque para eso están las categorías profesionales, pero es que tienen pluses (recompensas monetarias adicionales) hasta por respirar: que si trabajas un día por la tarde... en verano... un plus, que si trabajas en un remate, otro... y así todo. Que sí, que todo eso lo querría para cualquier trabajador del sector que sea, sí, rotundamente sí, pero es difícil admitir que haya un sector de EMPLEADOS ESTATALES que parezcan los niños de papá. Que cuando se lee diariamente que una persona puede tener 15 ó 20 contratos en menos de una semana y cobrar 8 ó 10 euros por contrato y jornada, que cuando se lee que hay gente que muere porque no puede encender una estufa, que cuando se conoce que una madre/padre tiene que robar leche de un supermercado para que sus hijos coman, o que los pensionistas (salvo de nuevo los privilegiados) están perdiendo poder adquisitivo del orden del 3% OFICIAL, todo lo anterior clama al cielo. ¿Que eso es hacer demagogia -dirán muchos-?. Vale, pues soy demagoga, pero que alguien con narices lo desmienta punto por punto.

Yo no quiero ni mucho menos que los estibadores pasen a la pobreza del resto, ni que dejen de ganar lo que ganan (si lo trabajan); lo que digo es que si como se cuenta allí no entra nadie que no sea "de sangre", si con dos horas (o cuatro) de trabajo ya han cumplido, si "yo me lo guiso yo me lo como tú me pagas y a callar", si como cuentan son una especie de mafia cerrada... y si encima se amenaza con "reventarlo todo" sin dar ninguna idea-respuesta a qué más cosas se pueden hacer para llegar a acuerdos, pues a lo mejor y sólo a lo mejor os pasa lo que a los controladores aéreos. Porque no se puede echar un pulso a todo un país, por muy acobardado que esté como estamos.

Y ya finalizo. En el vídeo el que en el momento de decir el sindicalista que "o lo reventamos todo" todo el mundo asistente salte en un grito alegre y gozoso, me ha preocupado. Y es el único momento en que esto ocurre. Cierto que al final el mismo sindicalista pide calma, pero ya sabemos lo que es pedir tranquilidad a un grupo que a lo mejor lo único que quiere es demostrar al resto lo fuertes que son, parando tráfico, quemando neumáticos, paralizando y poniendo de rodillas a un país... para salirse con la suya. Siempre me ha preocupado la violencia, y el estallido de "entusiasmo" que se ve en el vídeo es sinónimo de que a muchos les "divierte" la situación.

NOTA POSTERIOR:
Me he dado cuenta de que quizás no ha quedado del todo clara mi postura. Apoyo el que cualquier trabajador tenga una jornada y un sueldo lo más digno posible. No estoy de acuerdo con la precariedad que estamos padeciendo, y NO QUIERO que los estibadores pasen a formar parte de ese grupo de desesperados. No quiero que pierdan sus derechos, si no que los recuperen el resto. Pero tampoco me parece bien que si no eres pariente no puedas trabajar allí, y que si la jornada establecida es por ejemplo, de 7 horas ellos trabajen 4 y ya está. ¿Que cobran 6000 euros al mes?, ojalá yo los hubiera cobrado cuando trabajaba... ahora seguro que tendría otro monto en la pensión.

Repito: no quiero que ellos bajen; quiero que el resto subamos.

Se me olvidaba: he trabajado con un armador... que no es lo mismo pero...

Y por último y esta vez de verdad, una pregunta: ¿dónde estaban los estibadores cuando se publicó el decreto de la reforma laboral por el que los otros españolitos perdían su trabajo y entraban en la precariedad?. ¿Dónde estaba ese gran colectivos que ahora se muestra indignado por lo suyo, cuando al resto nos dejaban a los pies de los caballos (entiéndase como cola del paro)?. ¿Dónde estaban cuando había que haber parado aquel decreto que ponían al trabajador, a ellos no claro, de rodillas?. ¿Dónde estaban, y me duele hasta el decirlo, cuando no hace tanto este país se asomaba a los 6 millones de parados, con casi dos millones sin absolutamente ningún ingreso?. Y ahora querrán comprensión de la ciudadanía.




1 Comentario:

Kasioles 11 de febrero de 2017, 23:00 » ((Responder al comentario)) »

Después de leerte, me he enterado de cantidad de cosas que desconocía por completo.
Sabía, más o menos, lo que hacían los estibadores, pero no los pormenores que les rodeaban. Según cuentas, deben ser unos privilegiados, lo digo por los sueldos que cobrar, y me imagino que no les habrá hecho falta ninguna carrera para ingresar ahí, con el parentesco es más que suficiente.
En cuanto a no hacer nada cuando el número de parados aumentaba de día en día, no es de asombrarse, no olvides que cada uno arrima el ascua a sardina.
En la mayoría de los casos, la solidaridad es una quimera.
Abrazos.
kasioles

Publicar un comentario

Volver al blog de Chesana.